Amor de Madre

Finalmente, tu felicidad no es otra que la que tu madre hubiera querido para ti. O quiere para ti.

No les des más vueltas. La pregunta (la difícil pregunta) es: mamá, qué hago? Hay que ser muy valiente para ser la persona feliz que mamá soñó que tu fueras. Hay que ser sencillo. Sincero. Transparente. Amable. Comprensivo. Buen amigo y buen amante. Optimista. Moderado. Leal… qué mas?

Si tienes un hijo, sabes de lo que te hablo.

Si tienes una madre, también.

O sea: sencillamente, hazlo. Vive con el amor que tu madre hubiera deseado que vivieras.

El resto, está bien: pero son adornos.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s